Botonera Principal

free templates joomla
Opinión

Premio Pritzker 2O16

Por Pilar Urrejola Dittborn



Presidente Nacional Colegio de Arquitectos de Chile
Pilar Urrejola 428Alejandro Aravena ha hecho un tremendo regalo a Chile, ha abierto un amplio horizonte a la arquitectura de su país y es un aporte a la disciplina mundial que lo reconoce con la máxima distinción, el Premio Pritzker. Así como Chile valoró y aún reconoce la genialidad de sus poetas nóveles que nos pusieron en un lugar de honor, Alejandro Aravena nos regala un espacio nuevo, que pone en valor la potencia de muchos otros arquitectos nacionales llenos de cualidades que marcan un momento magnífico para nuestro quehacer.

Eso es lo que celebramos hoy, tener entre los nuestros a un profesional que se ha jugado por la búsqueda de una arquitectura pensada y construida más allá de la forma donde desde una reflexión previa se pregunta por el problema a resolver, afrontándolo con una visión lúcida y avanzada, antes de proponer soluciones convencionales acostumbradas. Esa búsqueda de saber cuál es la pregunta que lleva el encargo que se ha de resolver, antes que la solución, es lo que le da profundidad y consistencia y que marca de manera importante en sus estudiantes.

Un segundo asunto es su capacidad de diseño talentoso, capaz de responder a las múltiples facetas de la contemporaneidad. Sus obras dan cuenta de una conducta austera frente a la exacerbación de medios disponibles, denotan una disposición por trabajar con lo justo, donde la restricción en vez de obstaculizar las posibilidades proyectuales es resuelta con nuevas reglas de orden desde las cuales la libertad de sus propuestas se transforma en innovaciones. Foto Noticia 3

Su labor está marcada por afrontar todas las escalas y problemas propios de la profesión, los asuntos sociales relevantes como la vivienda, la ciudad y lo público son articulados con la complejidad propia de cada uno y a la vez interconectados en el sistema total donde se afectan unos a otros. 

En este momento donde hay una gran preocupación por la situación de nuestras ciudades y los problemas del 9O% de habitantes que vivimos en ellas, se hace necesario aprovechar esta oportunidad y para que esta distinción de frutos, hay que fomentar una cultura transversal en torno a la arquitectura que sea capaz de fraguarse en acciones, en políticas y especialmente en apertura a las ideas y calidad que han de poseer las obras del país. 

Con optimismo y muchas esperanzas el Colegio de Arquitectos de Chile, queda comprometido y acreditado por la calidad de este asociado y su reconocimiento mundial, que nos permite proyectar un futuro promisorio que redunde en el desarrollo de mejores políticas y reglas del juego del ámbito arquitectónico y urbano, si estamos dispuestos a darle confianza y territorio en los cuales pueda operar.

Volver

Twitter