Botonera Principal

free templates joomla
Noticias

Edificios CECREA Valdivia y Castro se certifican CES

Ambos edificios completaron el proceso de certificación en el mes de marzo pasado.
Noticia 5Dos nuevos edificios certificados agregó a sus registros la Certificación Edificio Sustentable: se trata de los CECREA de Castro y Valdivia, en la Región de Los Lagos y Los Ríos, completando así 26 edificaciones que han conseguido certificarse en el país. Estos centros de creación, mandatados por el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, promueven los procesos creativos de aprendizaje para niños y jóvenes entre 7 a 19 años.

El edificio ubicado en la Región de Los Ríos, que cuenta con una superficie útil de más de 1.500 metros cuadrados, consideró una construcción existente, la antigua estación de ferrocarriles de Valdivia, con características arquitectónicas predeterminadas a conservar, dado su carácter patrimonial y de hito urbano, por lo que las estrategias de sustentabilidad se basaron principalmente en las relacionadas con el aporte de luz natural -incluso en recintos alejados de las fachadas- así como aprovechamiento solar pasivo complementando con envolvente térmica y con control de sobrecalentamiento a través de quiebravistas adecuados a la arquitectura existente en la fachada poniente, los cuales además controlan el deslumbramiento provocado por una entrada de luz natural excesiva, señala Ronald Scheel, arquitecto y asesor CES del proyecto.

Por sus características de funcionamiento con salas de estudio, talleres para actividades ligadas a la creación, espacio de movimiento, sonido, hall central y oficinas, entre otros, y por el hecho de ser un edificio de uso público, el proyecto requiere dar respuesta satisfactoria a todas las actividades que se realizan en él, lo que permite lograr confort lumínico en los espacios de trabajo del edificio.

Menciona también el arquitecto que el acondicionamiento y aislamiento acústico de espacios fueron un objetivo de diseño tomando en cuenta los requerimientos específicos para espacios educativos.

Ronald Scheel también resalta las estrategias incorporadas al diseño del edificio en cuanto al ahorro de agua y “para ello se consideraron estrategias relativas al ahorro de este recurso en los sanitarios”.

Gracias a la implementación de estrategias de sustentabilidad y eficiencia energética que contemplan los requerimientos de la certificación CES, todos los usuarios del edificio podrán disfrutar de espacios confortables visual, térmica y acústicamente, y contarán con lugares de trabajo transparentes, asoleados y bien iluminados que posibilitan el ejercicio grato de las tareas diarias, señala el arquitecto.

Todo lo anterior se logra gracias al trabajo en equipo de profesionales con vasta experiencia en el área, como el asesor acústico y de eficiencia energética, Claudio Poo, y la Constructora Carlos Marín, finaliza Ronald Scheel.

CECREA Castro

En tanto, el edificio de la Isla de Chiloé que cuenta con una superficie útil de casi 1.400 metros cuadrados, busca por medio de sistemas pasivos principalmente hacer uso consciente de los recursos que están a su alcance, a través de la iluminación natural del edificio, mediante ventanas orientadas al norte, este y oeste, señala Tamara Catalán, asesora CES del proyecto, las que aportan tanto iluminación como ganancia solar para la calefacción durante los escasos meses de calor en la zona sur del país.

Al mismo tiempo, señala, se trabajó con la energía del viento para uso en calefacción, lo que junto a una aislación térmica de la envolvente de manera continua, genera un muy buen comportamiento térmico del edificio, por lo que el consumo en calefacción es muy bajo comparado con edificios de esta envergadura, señala Catalán.

En términos de consumo de agua, “consideramos sanitarios y griferías eficientes para lavamanos y WC, lo que reduce el consumo de este recurso en más de un 20%. Además, se incorpora un sistema de recolección de aguas lluvia para su utilización en riego”, agrega.

Para los sistemas de iluminación se utilizaron luminarias LED de bajo consumo y dimensionadas a no más del 10% de lo que realmente necesita el edificio, reduciendo en gran medida el consumo de electricidad. Además, se automatizó el sistema con sensores de movimiento para evitar así un consumo desmedido de energía.

Este es el primer edificio que se certifica con CES en la Región de Los Lagos a través del procedimiento regular de la certificación, por lo que reviste un hito muy importante para la zona, comenta Tamara Catalán. Además, el uso cultural que tendrá este edificio representa un plus para Castro y sus usuarios, sentando un precedente para el resto del país: “Y es que en el sur de Chile se están haciendo cosas que ayudan a cuidar el planeta, que se puede pensar edificios de manera amigable y cuidando los recursos”, finaliza.

Volver

Twitter